Resistencia a la autoridad, desobediencia y atentado.

Rate this post

Resistencia a la autoridad, desobediencia y atentado son delitos muy graves tipificados en el código penal. Vamos a intentar en este artículo acercarte estas figuras de forma entendible.

Los agentes de la autoridad, la Policía Nacional, la Guardia Civil y la Policía Local, representan la Ley y el orden en sus respectivos ámbitos de competencia territorial. Es verdad que se encuentra generalizado el respeto a los agentes de la autoridad y a sus funciones. Pero en determinadas circunstancias se producen conductas que resultan contrarias a dicha autoridad. Ello da lugar, en función de su gravedad, a los delitos de atentado, resistencia y desobediencia a la autoridad o sus agentes.

Lo recomendable es no oponer resistencia a la autoridad.

resistencia a la autoridad mallorca y madridEs verdad que quizás resulte una evidencia ponerlo de manifiesto. Pero resulta recomendable y naturalmente lógico mostrarse colaborador y correcto con los agentes de la autoridad. En aquellas ocasiones en las que como ciudadanos tomamos contacto con los mismos, y en sentido contrario no parece razonable mostrar una actitud hostil o de resistencia a dichos agentes, quienes salvo contadísimas excepciones se comportaran en todo momento de manera profesional en el ejercicio de sus funciones.

Con arreglo a lo dispuesto en el Código Penal cometen atentado contra la autoridad:

  • Los que agredan.
  • Acometan.
  • O muestren resistencia grave.

A los agentes de la autoridad cuando estos se hallen en el ejercicio de las funciones propias de su cargo. Los atentados serán castigados con la pena de prisión de uno a cuatro años y multa de tres a seis meses.

Con arreglo al mismo código cometen resistencia a la autoridad los que desobedezcan gravemente a la autoridad o a sus agentes en el ejercicio de sus funciones o al personal de seguridad privada debidamente identificado que desarrolle funciones de seguridad privada en cooperación de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. Los autores de dicho delito serán castigados con la pena de prisión de tres meses a un año y multa de seis a dieciocho meses.

Igualmente, para los supuestos de menor gravedad, el Código Penal contempla el denominado delito de falta de respeto y consideraci´n debida a la autoridad en el ejercicio de sus funciones. Dicha conducta supondrá para sus autores la condena a una pena de multa de uno a tres meses.

Más sobre resistencia a la autoridad y código penal.

Hasta aquí nuestro artículo de hoy. Esperamos que te haya resultado útil. Si tienes alguna duda, comentario o sugerencia que realizar, no dudes en escribir en la zona destinada a ello. Prometemos contestar a todo y te damos las gracias por anticipado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.